22 / 05 / 2019

Archivo Loja, Ecuador

Navidad entre la alegria y el dolor

Valora este artículo
(0 votos)

 

En nuestro país que se profesa la religión católica, el 25 de diciembre, declarado día festivo, celebramos la natividad de Jesucristo hasta la festividad de los reyes magos, ocasión en que jubilosos nos reunimos los familiares para disfrutar momentos de amor, paz y reflexión y en particular a los niños entregarles un juguete y especialmente golosinas; actividad que la sociedad de consumo nos ha involucrado a todos con el intercambio de regalos que hacen evaporar el aguinaldo, se entiende a los que disponen de recursos económicos para hacerlo o el ágil y moderno sistema de endeudamiento con la tarjeta de crédito, poniéndose el dogal al cuello por un largo período, para sufragar los gastos de la cena navideña con el clásico pavo o  lechón al horno.

Pero en el curso de estos momentos de armonía, tranquilidad y amistad que disfruta un sector de la población en sus hogares, por el otro lado los embates de la naturaleza no nos dan tregua, como acontece en las poblaciones ribereñas de la región costanera que sufren las consecuencias de fuertes aluviones con viviendas destrozadas que prácticamente dejan en la orfandad a centenares de familias, al igual que el dolor que aflige a muchos hogares por los imparables accidentes de tránsito y la abrumadora delincuencia.

 Aunque es duro y reñido con el espíritu navideño tener que tratar temas sobre los que no se puede guardar silencio cómplice, como la desacertada medida adoptada por el señor presidente de la República, actualmente de vacaciones en España, relativa al aumento del precio de las gasolinas, que dicen ha entrado en vigencia pero que ni los expendedores ni los consumidores saben que hacer porque no han recibido ningún instructivo de las autoridades competentes y que seguramente la tomó el primer mandatario atendiendo las aspiraciones del sector empresarial a fin de obtener el préstamo del FMI, lo que a más de afectar a los sectores populares que iniciarán protestas en las calles los próximos días, tampoco satisface a los  empresarios, indicando  que dicha elevación de precios no cubre ni el 10% del monto del subsidio, esto es, que no sirve para nada.

Algunos habitantes esperaban el aguinaldo navideño de parte del Ejecutivo, pero resulta que más bien tenemos que darle nosotros.  

Sobre lo puntualizado debemos permanecer en alerta, ya que esto puede ser el inicio de lo catastrófico que sucede en la República Argentina para obtener el préstamo del FMI, prestamista que lo obliga al presidente a que en forma intermitente eleva el precio de los combustibles, el gas y la energía eléctrica, suba los impuestos y en una inflación galopante congela sueldos y salarios por cinco años, los presupuestos en salud y  educación así como las pensiones jubilares, despida empleados del sector público sin indemnización y otras más, lo que ocasiona la protesta masiva casi diaria, desestabilizándose la administración pública. Esperemos que esto no suceda en nuestro país.(O).

Inicia sesión para enviar comentarios
I Congreso Internacional de Investigación Lingüística
Fue muy placentero intervenir en el “I Congreso Internacional de Investigación Lingüística”, organizado por la Escuela de Lingüística de la…
Las palmas de don Daniel
Empiezo este comentario rememorando lo que era el barrio “Las Palmas”, este lugar emblemático para la ciudad de Loja, por…
Escrito por
Dúo “Yunda-Yaku”
Por su puesto que no se trata de ningún dúo japonés. Ni de un dueto de cantantes. No. Más bien…
Escrito por
Cántaro de amor y de ternura
El paréntesis necesario, ansiado y valorado que no admite perturbación alguna, es el que lo hacemos para referimos a la…
Escrito por
La receta del arroz verde
El escándalo del arroz verde es la poderosa receta del corrupto sistema que consiste en captar dinero para financiar los…

Últimos Tweets

 

 

Noticias por día

« Mayo 2019 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    

Edición digital