18 / 01 / 2020

Archivo Loja, Ecuador

Interacción entre genética y ambiente

Valora este artículo
(0 votos)

 Existe un consenso cada vez más profundo en que, si bien la herencia es el factor fundamental, el ambiente que nos rodea nos influye, y la crianza y la educación son básicas en el desarrollo de una persona; en la investigación científica, la herencia genética y la influencia de la naturaleza, podrían denominarse “nature vs. norture”, que podría traducirse como “naturaleza frente a crianza”.

El cerebro humano es la estructura más compleja del universo, está compuesto por unos 68000 millones de neuronas que son las células que cumplen el proceso de la información; existe un amplio legado de información que se transmite de generación en generación para la construcción de un nuevo ser, con afinidades a sus padres, pero con puntuales diferencias.

El inicio de partida es el ADN, que radica en el núcleo de la célula, que es la molécula más grande que existe, formada por largas cadenas de moléculas más pequeñas, que forman los eslabones de la cadena, que existen de cuatro tipos de nucleótidos en el ADN: ademina, timina, citosina y guanina, que se asocian entre sí, básica para multiplicar a los seres vivos, y que cada célula contiene un juego completo de ADN; cuando la célula da lugar a dividirse y dar dos células hijas, cada una de ellas se lleva un juego completo de cromosomas o de ADN; el gen, es la unidad estructural y funcional de la herencia.

Todas las células del organismo que son unos 200 tipos diferentes, poseen las mismas finalidades, con la capacidad de crear un ser humano completo, pero en cada célula con especificaciones determinadas: células musculares, células de la piel etcétera: de entre todas las células, las de la línea germinal, los óvulos y los espermatozoides son substancias diferentes en relación al resto; en vez de 46 cromosomas solo tienen 23, es por esta razón que las otras células se denominan “diploides”, por tener dos juegos completos de cromosomas, las germinales se conocen como “haploides”.

Consecuentemente cuando se produce la fecundación, la unión del óvulo y el espermatozoide  y los juegos únicos de cromosomas procedentes del padre y de la madre se juntan y se recupera la dotación diploide; el genoma es característico de cada especie, como ejemplo: los genomas de humanos y chimpancés difieren en 4 por ciento (o lo que equivale, tiene un 96 por ciento de semejanza), y entre los seres humanos, la diferencia entre genomas son de un 0,1 por ciento; cada ser humano cuenta con dos copias de cada gen, que es una heredada de su padre y otra de su madre; las pequeñas diferencias del mismo gen se denominan “alelos”, razón que determina para que no existan dos personas iguales.(O).

 

Modificado por última vez en Noviembre 19 2019
Inicia sesión para enviar comentarios
Escrito por
El ser humano más que tecnología
Joffre Daniel Minga Nos encontramos en una época en donde los seres humanos buscamos alternativas que permiten reemplazar lo que…
Escrito por
Eduardo Costa Maldonado
De Lalo Costa, o más familiar y respetuosamente expresado, del “doctor Lalito Costa”, tenemos grata referencia los de mi generación,…
Escrito por
Una nueva década…
Giovanni Carrión Cevallos @giovannicarrion El año 2019 ha quedado atrás, abriendo paso a la aurora de una nueva década. En…
Democracia y representación política
La democracia es el poder del pueblo. Pero cuando solo se utiliza al pueblo para el sufragio electoral, estamos viviendo…
¿Cuáles son las tendencias de América Latina para el 2020?
El inicio del año 2020 es motivo de preocupación de los habitantes de América Latina sobre ¿cuáles serán los ejes…

Últimos Tweets

 

 

Noticias por día

« Febrero 2015 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28  

Edición digital