Padres de familia perjudicados por anticipos para eventos de graduación

Perjuicios a padres de familia por viajes o fiestas de graduación van desde los USD 50 a USD 1000.

Las restricciones para evitar la propagación de COVID-19 ha provocado inconvenientes entre padres de familia, agencias de viajes y locales de eventos, ya que pagaron por anticipado para cuando se gradúen sus hijos o intercambios estudiantiles, pero las empresas ahora no quieren devolverles el dinero.

Situación

Una madre de familia de una unidad educativa local que tiene dos hijos, uno está terminando el básico, mientras que el otro el bachillerato. Mencionó a Diario Crónica que en el caso del grupo de este último pagaron aproximadamente USD 450 todo el paralelo (USD 50 cada alumno), para reservar el local de eventos en la fiesta de graduación que tenía que desarrollarse el 24 de julio. Pero la pandemia suspendió todo.
Le han explicado a la dueña del local que debido a la emergencia no se va a desarrollar el evento, razón por la que le solicitan les devuelva el dinero, pero ella no quiere y les ofrece el consumo de almuerzos.

“En el caso de mi hijo que está terminando la escuela, pagamos el 50% a la empresa Decameron. Ahora no quieren restituir esos recursos, ya que, según ellos es una política que tiene la compañía de que el anticipo no se devolverá y lo único que se puede hacer es dejar abierto el paquete hasta diciembre de este año o reservar una salida para el siguiente año”, dijo.

Indicó que, por lo menos tiene la esperanza de que el dinero está anticipado y en cualquier momento pueden hacer su viaje.

Otra madre de familia destacó que, a un local de eventos le entregaron USD 400 de anticipo. Ahora les dicen que no les pueden devolver el dinero, pero que les ofrecen darles un almuerzo para todos. Los padres no están de acuerdo, solo desean la devolución de los recursos.

En su caso personal, tenía la intención de enviar a su hijo a un intercambio estudiantil con EF (Education First), por lo que también entregaron dinero por adelantado, el cual superaría los USD 1000. Han solicitado el reembolso, pero la empresa ha señalado que estarían avanzando el contrato previamente establecido, por tal motivo no se devolverá y les dan una opción: postergar el viaje, para el próximo período académico.

Otra madre de familia de un establecimiento privado contó que en su caso eran 23 jóvenes que se van a graduar, para ello, en el mes de febrero les solicitaron una parte (USD 50) de los USD 150 que era por estudiante para la fiesta. Del total de compañeros, 9 dieron los USD 50 y tres USD 150.

“Ahora como no se desarrolló el evento, la propietaria del local se negó a devolvernos el dinero. A cambio de ello, ofreció compensar con comida. No sabemos qué hacer con los platos que pretenden darnos a cambio del dinero”, añadió.

Defensoría

La delegada provincial (encargada) de la Defensoría del Pueblo, Adriana Torres, expresó que no tiene registradas denuncias en el tema de contratos que hayan hecho los padres de familia con agencias de viajes para giras por fin de año escolar, sin embargo, explicó que al presentarse se les asesorará o intentará hacer una gestión oficiosa.

Esto debido a que en realidad no es una mala prestación de servicio sino una recisión de contrato y debe ser canalizado por la vía ordinaria, ya que actualmente no puede cumplirse por fuerza mayor (pandemia) y las partes debieron haber establecido en el documento.

El medio trató de buscar la versión de algunas agencias de viajes o locales de eventos sobre actos programados, sin embargo, la mayoría se excusó aludiendo que no tienen nada que indicar a la ciudadanía.(I).(FJC).