Pacientes con COVID-19 tienen mayor esperanza de vivir

Algunos especialistas señalan que en los actuales momentos las personas tienen mayor esperanza de vivir, no así cuando inició la pandemia, sin embargo, llaman a ser más conscientes, responsables y acatar las disposiciones para evitar que en Loja siga aumentando los casos de coronavirus.

Circunstancias   

Según las estadísticas que presenta el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Provincial hasta la tarde del domingo 2 de agosto, la provincia superaba los 2703 casos positivos de coronavirus, de los cuales 2217 corresponden al cantón Loja, siendo las personas de 20 a 49 años con el mayor porcentaje de infectados.

El internista Álvaro Chamba, expresó que la llegada de COVID-19 al país tomó por sorpresa a la parte médica porque nadie sabía cómo afectaba a las personas y tampoco se conocía su tratamiento, razón por la cual en ciudades como Guayaquil las personas fallecían en sus casas, patios, calles y más.

“Han pasado más de 4 meses de pandemia. Los especialistas hemos avanzado mucho y conocemos un poco más del virus, aunque no en su totalidad, por lo que podemos dar una mayor probabilidad de supervivencia para los infectados, siempre y cuando acudan a una casa de salud apenas tengan síntomas relacionados con la COVID-19”, dijo. 

Indicó que inicialmente se pensó que el coronavirus causaba muertes por neumonía o infección pulmonar por lo que era necesario ventiladores para los pacientes enfermos que no podían respirar. Ahora nos damos cuenta de que el virus causa coágulos de sangre en los vasos sanguíneos de los pulmones, esto causa la reducción de la oxigenación, por lo que el uso de estos dispositivos no ayuda sino se trata de disolver los microcoágulos.

Por su parte, Gilda P. Cazares, internista, señaló que los pacientes con la enfermedad, no todos se recuperan con el mismo medicamento, algunos con aguas aromáticas pueden aliviarse debido a que la carga viral es mínima, mientras que otros necesariamente necesitan el dióxido de cloro, anticoagulantes, remdesivir, lopimavir, entre otros.

“A pesar que en la actualidad existe mayor esperanza de vida por el trabajo arduo de los médicos; y en especial en Loja la pandemia no ha llegado con fuerza como en otras ciudades del Ecuador (Guayaquil y Quito), más del 80% de personas infectadas contrajeron el virus en la calle y luego pasaron a los demás integrantes del hogar”, añadió.(I).(FJC).