En Loja: Intervención del Paso Lateral “quedó en palabras”: sigue destruyéndose   

La carretera descongestiona el tráfico de la ciudad y une a decenas de barrios periféricos.    

En diciembre de 2022, con la llegada del exministro de Transporte y Obras, Darío Herrera, se anunció la intervención de la vía de Integración Barrial o Paso Lateral en este 2023; ha pasado el primer semestre y nada. Transportistas y ciudadanía señalan que a las autoridades no les interesa el desarrollo de Loja.

Circunstancias

La exautoridad aseguraba que tenían los estudios listos y que “serán cinco los puntos críticos que deben ser reparados en esta vía, para ello, existe un presupuesto de USD 3.6 millones”. Los trabajos durarían entre 5 a 6 meses y empezarían en los primeros meses del presente año.

Transportistas y ciudadanía esperaban que empiecen los trabajos de reparación de esta arteria vial de alto tráfico, pero transcurre el sexto mes de 2023 y no hay indicios de licitaciones o por lo menos de mantenimiento.

El conductor de un bus urbano, Carlos José Coello, dijo a Diario Crónica que la vía se encuentra en completo deterioro, hay puntos como Puerto Seco, Bolonia, Ciudad Victoria, Menfis Central, Colinas Lojanas y redondel de la Universidad Nacional de Loja en donde la carretera está hundida o separada por el movimiento de la tierra.

“Nosotros durante el día brindamos el servicio a la ciudadanía por esta vía y debemos soportar los daños que presenta, han pasado varios meses y no le dan ni siquiera mantenimiento, de manera especial en las fallas”, enfatizó.

En cambio, Efrén Carpio, taxista, agregó que los automotores pequeños como automóviles, motocicletas, entre otros, son los más afectados. “Circulamos por esta arteria vial para evitar el congestionamiento de la ciudad, pero a cambio debemos transitar con cuidado por las grietas de la carretera, que hasta la fecha han provocado más de 10 incidentes en vehículos públicos y particulares”, puntualizó.

Por su parte, Afranito Reyes Andrade, morador del barrio El Plateado, cuestionó la falta de voluntad de las autoridades de turno de por lo menos darle asistencia en cortos periodos hasta que sea intervenida —si en algún momento lo efectúan—.

Esta vía, de aproximadamente 15.5 kilómetros e inaugurada en 2015, “ha tenido varios ofrecimientos de intervención por las fallas que presenta, pero solo que han quedado en palabras y mientras tanto sigue destruyéndose hasta el momento que sea intransitable”, detalló. (I)