“Los corredores de bienes raíces jamás trabajamos al sobreprecio”

El sector inmobiliario que casi no paralizó sus labores por la pandemia, en la actualidad están a pasos de una reactivación del 100%, sin embargo, llaman a la ciudadanía a contratar profesionales de esta rama que estén certificados y no trabajen al sobreprecio.

Situación

Paulina Cueva Villao, presidenta de la Asociación de Corredores de Bienes Raíces de Loja, mencionó que al igual que otros negocios el sistema inmobiliario se vio afectado por la pandemia, pero en su mayoría se debió a que no hubo la capacidad de reacción inmediata para poder satisfacer las necesidades de los clientes.

Ante ello, con el pasar de los días tuvieron que renovarse y tal así que las redes sociales y las nuevas tecnologías fueron fundamentales para una reactivación adecuada y sin inconvenientes.

“Los bienes raíces siempre se van a mover, porque es un mercado muy latente, importante e indispensable para el ser humano, quien busca un lugar para vivir” sea este alquilado o propio, dijo.

Acotó que en estos momentos tiene un gran auge en el tema de arriendos y de la compra o alquiler de las quintas vacacionales, debido a que la gente, al estar un largo período en confinamiento en la urbe, ha empezado a valorar las áreas verdes o sitios de esparcimientos fuera de la misma.

Los sitios preferidos son Malacatos, Vilcabamba, seguido Catamayo, Alamor, lugares que poseen un clima templado. Los precios son distintos en cada casa, pero los rangos para una compra pueden oscilar desde los USD 50.000 hacia arriba.

“En cuanto a la documentación, en los actuales momentos, hay mayor agilidad en casi todas las entidades, en especial en el Registro de la Propiedad con quien trabajamos a diario; no así en el Municipio de Loja, donde todavía se debe hacer unas colas interminables, pero en definitiva esperan que con el pasar de los días las cosas cambien”, añadió.

Contratación

Si bien es cierto todos necesitan trabajar, Cueva Villao hizo un llamado a la ciudadanía que tengan mucho cuidado con las personas que contratan, porque hay quienes han incurrido en problemas a nivel local, por ejemplo están laborando con sobreprecio o cogen dineros de las cuentas personales de los clientes.

“Nosotros no hacemos este tipo de actividad, por ende, los corredores deben ser personas que hayan demostrado cabalidad en sus acciones y que porten la licencia del gremio, lo cual les garantiza que es un excelente profesional”, destacó.(I).(FJC).