Arrendatarios sufren un revés en su economía     

Aún se evidencia un gran número de locales en arriendo o en venta.

 En la urbe lojana se observa varios locales que por algunos meses aún mantienen los carteles ofreciendo arrendar.   A decir de los propietarios de edificios o locales, existe escasa demanda de inquilinos. Incluso en algunos establecimientos bajaron los costos a diferencia de años anteriores cuando los precios eran elevados.  

Al caminar por algunas calles céntricas de la urbe lojana se puede observar letreros “se arrienda”, este panorama se volvió común a raíz de la pandemia.

 El confinamiento ocasionó que la gente salga menos, los negocios tengan que cerrar y abandonar su trabajo.  Desde entonces, quienes se dedican a esta actividad no logran conseguir nuevos inquilinos.

Mery Yolanda Salazar, dice que desde el año anterior la situación está difícil. Tuvo que bajar los costos del establecimiento, antes cobraba USD 250, por el arriendo de un bazar. Sin embargo, pese a que en la actualidad lo deja a USD 200 y sin garantías, es decir, no pide por adelantado, no logra conseguir un arrendatario.

 “Los ingresos para nosotros bajaron de forma significativa, a diferencia de años anteriores donde existía alta demanda y la economía era mejor”, precisa.

Situaciones

Otro de los problemas, es que los clientes están solo tres o cinco meses y luego se van, aducen que “no les va bien y deben cerrar”, dice Sara Mejía, quien también ofrece en arriendo un local.  Agrega, que en el 2020 y 2021, les daba facilidades de pago, pese a ello su cliente salió del lugar.

Stalin Joaquín Morales, comerciante, indica que tuvo que dejar la venta de bisutería, en un espacio ubicado por la calle Lauro Guerrero, donde pagaba USD 190, porque las ventas bajaron de forma significativa.

 Ordenanza

Los precios de los arriendos en Loja, antes de la pandemia eran elevados, incluso en la zona céntrica llegaban a los USD 800.  Por ello la ciudadanía insistía en una Ordenanza que establezca los cánones de arrendamiento y se puedan establecer precios justos.

A lo interno del Cabildo, no hay avances referentes a la creación en una normativa que   permita una regulación en el cantón Loja. 

 El concejal Daniel Agustín Delgado reconoce que los costos de los arriendos en el cantón Loja, deben regularse.

 Agrega, que por el momento en el Concejo Cantonal, no se puede elaborar una normativa legal donde se exija al propietario del bien inmueble fijar un precio, porque antes debe reformarse a nivel nacional la Ley de Inquilinato, así establecer una propuesta interna en los distintos ayuntamientos.    (I).