Con o sin prueba, miles de estudiantes no ingresarán a la educación superior

No todos los estudiantes podrán ingresar a la universidad por falta de espacios.

Cada año, miles de estudiantes se gradúan de las unidades educativas -sean públicas o privadas-; sin embargo, hay un reducido espacio para continuar los estudios en la educación superior, a ello, se suma que ciertas carreras son más requeridas como las de Salud.

Circunstancias

En estos días, los establecimientos del Régimen Sierra-Amazonía desarrollan las graduaciones de los bachilleres; en el caso de la Zona 7 son 6.925: de Loja, 5016; y, Zamora Chinchipe, 1909.

Marco Vinicio Reyes Espinosa, docente y coordinador del Departamento de Pastoral de la Unidad Educativa Fiscomisional Calasanz, en diálogo con Diario Crónica expresó que efectivamente está finalizando el año lectivo y esto genera expectativa en padres de familia y alumnos con las pruebas de ingreso a la universidad que se mantienen este 2022, tras el anuncio de su eliminación.

“Con o sin prueba, el acceso a la universidad será difícil para los estudiantes porque no hay el espacio en las entidades educativas de educación superior, ya que existe una gran demanda de jóvenes que desean ingresar. En las universidades privadas no toda la población podrá inscribirse; mientras que el Estado como tal tampoco no está ofreciendo toda la infraestructura o fundando nuevas universidades para ese número de bachilleres que desean continuar preparándose”.

Agregó que una de las soluciones es que los bachilleres creen sus propios emprendimientos, por ejemplo, en la unidad educativa “tenemos una materia Emprendimiento y Gestión para que cuando salgan continúen con sus proyectos y con el tiempo puedan crecer y formalizarse”.

Pruebas

Hay un desfase entre el currículum. “Por pandemia se nos dio uno priorizado, pero en el momento de tomar los exámenes de ingreso a las universidades hay preguntas de todo, en donde se topan temas que nunca las estudiaron en clases. Lo bueno de esto es que obliga al joven a prepararse para que desarrollen más habilidades de pensamiento y lenguaje”.

Tendencias

Reyes Espinosa puntualizó que la tendencia de los nuevos bachilleres en la actualidad con la pandemia se inclina por carreras relacionadas a la Salud: Medicina, Enfermería, Química-Farmacéutico, sin embargo, el inconveniente que surge es que si hay más de 1000 aspirantes, apenas en las entidades educativas solo tienen 30 cupos.

A decir, de la vicerrectora del Colegio de Bachillerato Beatriz Cueva de Ayora, Olga Aguirre Carrión, los jóvenes salen preparados y con un alto conocimiento para que puedan dar las pruebas en las carreras que deseen, aunque la entidad cuenta con el bachillerato técnico con dos profesiones Contabilidad y Agroindustria de los Alimentos donde ellos pueden realizar sus proyectos y emprender.(I).

Dato  

En la Zona 7 se gradúan alrededor de 6.925 estudiantes.