Columna de la historia lojana

Las torres de la iglesia del Convento de Santo Domingo de Loja, sufrieron algunos inconvenientes: movimientos sísmicos, incendios, fallos estructurales, etc., a lo largo de los siglos. El día 13 de octubre de 1850, se comenzaron a levantar nuevamente las mencionadas torres, siendo curioso que el permiso para esta obra está registrado en Cuenca el día 10 de diciembre de 1845.(Archivo Histórico).