Poca demanda de cocinas de inducción en Loja

Las cocinas de inducción que años anteriores el Gobierno Nacional promocionaba para que la ciudadanía deje de consumir el Gas Licuado de Petróleo (GPL), actualmente han caído en el olvido, ya que los lojanos han dejado de adquirirlas casi en su totalidad y ahora las más vendidas son las de gas con sistema eléctrico.

Complejo

Adquirir una cocina de inducción en los almacenes de Loja no es tan complicado porque sí hay en stock, pero el inconveniente que hay es que en cualquier momento puede acabarse el subsidio de la energía eléctrica por la poca utilización de estos artefactos, esto es lo que detiene a adquirir un electrodoméstico de este tipo a Leonardo González.
Señaló que hay de diversos modelos y hace un mes estaba decidido en adquirir una, pero no se animó porque la crisis lo golpeó de tal manera que el salario apenas le alcanza para cubrir los servicios básicos.

Búsqueda

Diario Crónica hizo un recorrido por diferentes almacenes de la localidad para constatar la demanda y en la mayoría señalaron que las ventas de este tipo de electrodomésticos han decaído, es decir, que al mes venden 5 como máximo o nada.
Javier Santín, propietario del Almacén Virgen del Cisne, expresó que antes de la pandemia este tipo de electrodomésticos se vendían unas 10 en diferentes modelos (2 hasta 6 quemadores). Actualmente, para incentivar su venta, se encuentran en oferta.
Hay modelos disponibles desde los USD 90. Pese a ello y los peligros que representa, los clientes se deciden más por las cocinas tradicionales de gas con sistema eléctrico o normales.

Un trabajador de otro almacén destacó que, tras la reactivación y apertura de locales, la ciudadanía que se acerca a su local más pregunta por estufas a gas, los modelos y costos. En ese sentido al mes venden unas 15 a 20 entre cocinetas y cocinas con horno, pero de inducción no llegan ni a 4.

En el local tiene exhibido dos modelos, pero hay guardadas más de 50 unidades en las bodegas. Destacó que durante la actual emergencia sanitaria tal vez hayan vendido unas 10 cocinas de inducción, lo cual es demasiado bajo.

El beneficio para los usuarios de estos sistemas de cocción consiste en mantener la tarifa cero por el consumo de hasta 80 kilovatios hora (kW/h) al mes, subsidio que estará vigente hasta finales del 2020.(I).(FJC).

-El Cuerpo de Bomberos de Loja reporta alta demanda de emergencias por fuga de gas.