Rimas dislocadas

Blanco rima con color,

el amor con la pasión

con la extrema seducción

que se vuelve un gran dolor.

Nada rima con algunos

y uno que otro con aquellos,

con el sol y sus destellos

y los cuatros con los unos

Todos riman con la gente

y sus formas divertidas,

rima el fuego con la vida

y los locos con su mente.

Rima el día con su noche

y el silencio con el ruido,

lo impoluto al percudido

y la gracia al cruel reproche

Rima el odio a su venganza

entre seres planetarios,

el instinto cavernario

rima siempre y ya no alcanza.

Rima el pobre con su rico

y el famélico al obeso,

los tranquilos y traviesos

al Señor que santifico

Rima el gusto y la alegría,

la amargura y la dulzura,

la aspereza y tesitura,

tu dolor y el alma mía.

Todo rima con su nada

bajo un cielo de tristeza,

rima el ocio y su pereza

en su noche desolada

Rima Dios con la grandeza

y sus llaves milenarias;

y sus manos solidarias

versifican su proeza.

Rima el mundo y su futuro

que se torna impredecible,

rima todo lo invisible

con las formas de mi muro

Rimas tú, rimamos todos

con los días adyacentes,

rimo yo con los presentes

y las formas con sus modos.

Rima el verso con la fobia

de los prístinos lectores,

rima el preso de colores

con su enteca claustrofobia