Alimentación con productos tradicionales: cultivos andinos, frutales (v)

Leonardo Chamba H.

Tomate de árbol. En relación con el origen, el tomate árbol es una especie nativa de los Andes, cuya domesticación y cultivo son anteriores al descubrimiento de América. Tiene su origen en Sudamérica, al sur de Bolivia y noroeste de Argentina, y se extiende por Venezuela, Colombia, Perú, Ecuador y Chile. En el siglo XIX se difundió por todos los continentes, ocupando áreas subtropicales de Nueva Zelanda y sur de Europa, y áreas tropicales de otros continentes como India, Nepal y el sureste de Asia (INTA, Jujuy-Arg.).

Sobre la taxonomía vegetal, esta especie pertenece al orden Solanales, familia Solanaceae, género Solanum; su nombre científico es Solanum betaceum (Cav), Sendt (IICA-Uru). En español los nombres comunes son: tomate de árbol, tamarillo, tomate de monte, tomate silvestre, tomate de agua, tomate cimarrón, tomate de palo, tomate de castilla, tomate serrano, tomate de lima, tomate chimango, tomate de la paz (Cámara de Comercio de Bogotá-Col.). En cuanto a la morfología botánica, el tomate de árbol corresponde al tipo biológico de arbusto semileñoso, alcanza 2 o 3 metros de altura, presenta ciclo vegetativo perenne; crece en zonas con altitudes que varían de 1 000 a 3 000 msnm. Es una planta de climas templados y fríos, siendo la temperatura óptima entre 16°C y 19°C. No necesita gran humedad atmosférica, razón por la cual se cultiva frecuentemente en zonas altas de clima seco. Se desarrolla en una amplia gama de suelos, siendo los mejores los de textura franca, ricos en materia orgánica (ESPE, Quito).

El contenido nutricional de la fruta de tomate de árbol es: calorías 21,0 kcal; proteína 1,10 g; carbohidratos 4,60 g; fibra 1,10 g; vitamina A 42,0 mcg; vitamina B1 0,06 mg; vitamina B2 0,04 mg; vitamina C 23,0 mg; potasio 237,0 mg; calcio 13,0 mg; folatos 15,0 mcg; magnesio 20,0 mg; hierro 0,60 mg (INTA-CR).  

En cuanto a la producción mundial, los principales países productores de fruta de tomate árbol son: Nueva Zelanda, Kenia, Viet Nam, España. En el año 2012 los principales países importadores de tomate de árbol fueron: China con 799 855 t, Hong Kong 176 533 t, Indonesia 152 746 t, Federación Rusa 127 987 t y Países Bajos 126 991 t (Cámara de Comercio de Bogotá-Col.).

En Ecuador, en el año 2018 el área cultivada con tomate de árbol fue de 3 364 ha, abarcando la mayor superficie las provincias de Imbabura (43,2%) y Tungurahua (30,3%); la de Loja fue de 0,7%. En el mismo año el volumen de producción alcanzó las 22 334 t, siendo los mayores aportes por Tungurahua (49,3%) e Imbabura (31%), la de Loja 0,34% (Espac/INEC, Quito).

El tomate de árbol en los hogares lojanos es consumido en las siguientes formas: 

•  Fruta fresca. El tomate de árbol se puede comer como fruta fresca, luego de quitarle la cubierta o cáscara.

• Bebida. Esta fruta ecuatoriana, también puede servirse como bebida licuada en agua o como batida con leche. 

• Ensalada. Es un excelente complemento para ensalada de frutas. 

• Dulces. Se puede preparar en helados, jaleas, mermeladas y variedad de dulces.

• Ají. La pulpa de tomate de árbol, mezclada con cebolla blanca o colorada, limón y pulpa de ají, es un excelente acompañante de las carnes preparadas en estofado, bistec o asadas.